El cine nos provee de grandes historias de los más variados tipos. Desde las que nos entregan subliminales mensajes, las que buscan hacernos reir, esas que nos dejan pensando, y otras que logran conmovernos hasta las lágrimas (Aunque no queramos admitirlo). Hay tantos géneros en el cine como imaginación tiene una persona, y eso nos alimenta y nos motiva a seguir viendo los nuevos lanzamientos del séptimo arte.

Viendo una película el fin de semana recordé lo mucho que disfrutaba las escenas épicas del cine, esas donde se decide el balance del bien y del mal en una confrontación, donde la balanza siempre se inclina “por los malos”, pero donde, inevitablemente, los buenos logran vencer. Esas escenas que te dan ganas de entrar en la historia para combatir junto al héroe y alcanzar la victoria. Una conjunción potente de imágenes, situaciones, música y uno emotivo discurso logra conmovernos, motivarnos y energizarnos.

Es por esto que se me ocurrió, sin mucho más argumento, armar una lista con el top 5 de mis escenas épicas favoritas del cine moderno. Si se me escapa alguna importante, o no están de acuerdo, no dejen de comentarlo!

 5: Batalla a la Sombra (300)

 El Rey Leonidas, líder de los espartanos, camina tranquilamente junto a su séquito de 300 guardaespaldas a enfrentar la muerte segura a manos del ejército persa del rey-dios Xerxes. Un excelente ejemplo de escena épica, iniciada por un discurso potentísimo del mismo rey, donde invita a sus guerreros a luchar, hacer suya la gloria de ese día y morir como en las viejas leyendas.

Nada más épico que saber que la victoria será moral y no física, pues no hay forma de sobrevivir a esa situación, e ir de todas maneras, corriendo, al encuentro del enemigo. Zack Snyder hace un gran trabajo mezclando la epopeya histórica con los tintes del comic en que se basa la película, logrando aumentar la emotividad y acción de la escena. Potencial clásico.

4: Obi Wan Kenobi vs Anakin Skywalker (Star Wars: Revenge of the Sith)

 Las escenas épicas no necesariamente deben ser de grandes ejércitos. A veces un enfrentamiento de uno contra uno, donde las consecuencias del combate son tan grandes que afectarán a todo un universo, es suficiente para entrar en esta categoría (Y porque así puedo meter a la siempre favorita Star Wars en la lista)

Esta confrontación tiene una gran carga emocional: Estudiante vs Maestro, que lograron evolucionar esa relación a ser como hermanos. Uno en su mente cree que hace el bien y protege a los suyos sumiéndose en la oscuridad, el otro, del lado de la luz, intenta salvar a su amigo, aunque racionalmente sabe que será imposible.

Efectos especiales, apocalípticos escenarios, una notable coreografía de sables láser y la siempre épica banda sonora de John Williams transforman en esta escena acreedora del número 4.

3: La Batalla del Puente de Stirling (Braveheart)

 No podemos hablar de películas épicas, o escenas épicas, sin mencionar a Corazón Valiente. La película que puso de moda lo épico, con su duración de más de 3 horas, logró posicionarse como un hit cuando nadie hacía todavía películas de esta duración, con este nivel de historia.

En este caso, si bien las consecuencias de la batalla son menos “espectaculares” que en los otros números de la lista (Hablamos de una nación, no de un mundo ni una galaxia), no deja de ser tremendamente potente lo que logra Mel Gibson al mostrar la primera gran batalla de los escoceses contra los ingleses, en la lucha por su independencia.

Un gran logro cinematográfico, sin efectos especiales pero con un gran manejo de cámaras, que nos conmueve y nos hace vibrar con la preparación de la batalla con el inigualable discurso de William Wallace (Parodiado hasta el cansancio en YouTube), la carrera hacia encontrarse con el enemigo y la batalla misma.

2: ¡Adelante Eorlingas! (El Señor de los Anillos: Las Dos Torres)

Nada que decir al respecto. Épico y Señor de los Anillos van de la mano. Peter Jackson logró una espectacular unión de maravillosos escenarios, potente banda sonora y heróicos personajes en su saga. Personajes oscuros y con miedos, pero que frente a la adversidad, a puntos de ser devorados por la oscuridad, sacan a refulgir el heroísmo de sus antepasados, y se lanzan de frente a una batalla que no pueden ganar.

En esta escena, el Rey Theoden, acorralado en su fortaleza, su ejército masacrado, a punto de ser víctima del mismo destino, decide cabalgar hacia el enemigo, en un último acto heróico junto a los pocos soldados que sobreviven, logrando una escena que sea digna de ser recordada en canciones y poemas futuros.

1: La Carga de los Rohimir: Batalla en los Campos de Pelennor (El Señor de los Anillos: Regreso del Rey)

No es necesario repetir, pero el Señor de los Anillos se lleva los dos primeros lugares por algo.

En esta ocasión, y mi favorita personal, los ejércitos de Rohan y Mordor se enfrentan en los Campos de Pelennor, en una batalla donde los números y las posibilidades están en contra de los héroes. Pero eso no los disuade! Haciendo honor a sus antepasados, a su promesa de ayuda y al valor que infunden sus capitanes, los jinetes cabalgan hacia la muerte y la gloria.

Leave a Comment

Your message.

Who are you?

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.